Romper el confinamiento para repartir alimentos, el origen de YoXti

Publicado por

Santiago Cabanas, estudiante de Derecho y graduado en Publicidad a los 23 años, decidió en una conversación por videollamada en pleno confinamiento que junto a nueve amigos pondría su granito de arena para ayudar a mejorar la difícil situación que muchas personas atravesaban durante la pandemia. Es por eso que, junto a sus compañeros, decidió que era hora de salir a la calle y fundar una organización benéfica. Así, en abril de 2020 surgió YoXti.

PREGUNTA.- ¿Cómo nació YoXti?

REPUESTA.- Hablábamos de vez en cuando, con las típicas videollamadas con amigos del confinamiento porque no podíamos vernos. En una de las llamadas dijimos: ¿Por qué no hacemos un proyecto para ayudar a la gente, una asociación, una ONG, algo para ayudar a quien está mucho peor que nosotros? Porque también estábamos confinados en nuestras casas, pero teníamos comida todos los días, teníamos luz, teníamos un techo y estábamos, dentro de lo que cabe por la situación, bien.

La principal idea que surgió y que luego quisimos explotar es que, lo que queríamos, era no solo ayudar nosotros, sino ayudar a otras personas para que ellos pudieran también trasladar su ayuda. Porque había mucha gente que quería hacer cosas por los demás, pero no sabía cómo, no tenía ningún medio para hacerlo. Lo que queríamos era principalmente eso: buscar una fórmula para que gente que quería ayudar pero no sabía cómo, tuviera esa oportunidad. Y luego, por supuesto, nosotros también teníamos la vocación de ayudar a los demás, a los que lo necesitaban. Sobre todo, era crear algo para que mucha más gente se pudiera unir después.

A raíz de ahí, empezamos a lanzar ideas entre todos y surgió la de hacer una asociación que donara alimentos que, junto con las mascarillas, era el tema que estaba un poco más en el aire para la gente necesitada de ello, porque cada vez más gente se apuntaba a colas de espera de alimentos, de Cáritas. Eso, unido a la idea de que también las mascarillas eran algo importante, llevó a la idea de donar alimentos pero, al mismo tiempo, repartir mascarillas.

“Nos brindaban la posibilidad de tener permisos para salir de nuestras casas y que el resto de voluntarios pudieran salir durante el confinamiento”

Santiago Cabanas, fundador de YoXti

P. ¿Cuándo empezasteis a llevar a cabo esa idea?

R. El 25 de abril fue la fundación del proyecto. Empezamos a moverlo por redes sociales para tener más difusión y que la gente nos ayudara más. El puente de mayo, el día 1, fue nuestra primera salida, la primera vez que hicimos una recogida de alimentos.

P. ¿Habéis encontrado dificultades al iniciar este proyecto en pleno confinamiento?

P. ¿Tuvisteis algún referente que os impulsara a llevar a cabo esta iniciativa?

R. El único referente que hemos tenido ha sido el ver a las personas que salían a trabajar todos los días y que no podían dejar de hacerlo por mucho que tuvieran miedo a coger el virus o a quedarse sin trabajo. Nosotros íbamos al supermercado y había gente trabajando. Todas esas personas que tenían que ir a su puesto cada mañana para llevar el pan a su casa y que su familia no se quedara sin comer. Ellos han sido nuestros mayores referentes.

P. ¿Cuántos voluntarios forman la organización?

R. El primer fin de semana que salimos, fuimos los que empezamos el proyecto, 10 amigos. Al principio no queríamos hacer un grupo muy grande, porque al final estábamos en una época en la que nos estaban diciendo que no nos juntáramos con más gente. Los dos primeros fines de semana éramos nosotros 10. Poco a poco, decíamos: pues unos amigos también quieren ayudar, que se pueden poner en otro supermercado… y salimos más. Al final, a la primera gran recogida que hicimos fuimos 100 voluntarios y actualmente tenemos un grupo de WhatsApp con cerca de 300 voluntarios.

Voluntarios de YoXti en la puerta de los supermercados

P. ¿En qué áreas geográficas os movéis?

R. Al principio, estábamos sobre todo en Pozuelo de Alarcón y Aravaca, porque la mayoría vivimos en esa zona y movernos por allí era lo más fácil para nosotros. Actualmente, te diría que el 60 o 70% de las mesas de los supermercados a los que vamos están en Pozuelo, Aravaca o Majadahonda. Pero llegó un punto en el que nuestro movimiento en redes sociales era muy grande y llegábamos a mucha gente que nos escribía para unirse y que eran de Ciudad Lineal, de Móstoles, de Torrelodones, de Las Rozas. La principal zona es el oeste de Madrid, pero hay muchas mesas que ponemos también en Madrid Centro, Monte Carmelo, en la calle Orense y por todo Madrid.

Hasta que no me canse, no pueda más y no me dé el tiempo, no voy a parar

Santiago Cabanas, fundador de YoXti

P. ¿Os restringieron los movimientos de agrupaciones durante el confinamiento?

R. Es verdad que nosotros esperábamos bastantes más problemas a la hora de movernos. Desde el primer momento en el que nosotros salíamos, cuando estábamos en pleno confinamiento y la gente no podía salir a nada que no fueran trabajos esenciales o al supermercado, nosotros teníamos un permiso legal que nos daba Cáritas, pero aun así esperábamos que hubiese algún problema.

Pero al final, la Policía y los Ayuntamientos veían nuestra iniciativa y, como es lógico, sabían que era importante parar el virus, pero estaban viendo que la gente no tenía para comer. Era mucho más importante eso. Tres personas que ponían una mesa cumpliendo todas las indicaciones sanitarias, guardando distancia de seguridad, utilizamos guantes, geles y mascarilla. Con todo eso, fue posible que pudiéramos estar realizando nuestra actividad. No hemos tenido muchas dificultades.

P. ¿Cómo habéis financiado el proyecto?

R. Para las primeras cosas que necesitaban dinero como las mesas que comprábamos para poner las mascarillas, las cestas, etc., hicimos una primera inversión nuestra, que por supuesto la hacíamos completamente sin ningún tipo de interés, desinteresadamente y con nuestro propio dinero. Luego abrimos una página de Crowdfunding para recibir donaciones. Con las primeras, hicimos un pedido de mascarillas FPP2 para donar a la gente y para regalar a todas las personas que nos habían donado ya. Actualmente, aparte del Crowdfunding, no tenemos ningún tipo de financiación más.

P. ¿Cómo contactasteis con las empresas que aportaron donaciones?

Equipo de voluntarios de la organización benéfica YoXti

P. Esta iniciativa surgió con la pandemia y estaba enfocada a ayudar a personas que se veían afectadas por el Covid. Cuando todo esto finalice, ¿tenéis pensado continuar con la organización?

R. Nosotros, y yo en especial, no hemos querido parar a pensar en esto porque tengo claro que hasta que no me canse, no pueda más y no me dé el tiempo, no voy a parar. La pandemia está haciendo que mucha gente esté en situación de necesidad, pero no es lo único que lo provoca. Seguro que cuando acabe la pandemia mucha gente va a seguir necesitando ayuda, y nosotros vamos a estar ahí ayudando.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s