“Pinta como un hombre”

Publicado por

ÁLVARO RODRIGUEZ-PERAL VÁZQUEZ

El Museo Nacional del Prado reivindica el papel de la mujer en el arte con la exposición Invitadas. La pinacoteca invita a reflexionar sobre las dificultades que encontraron las mujeres para abrirse paso en el mundo de las artes plásticas. El recorrido lo protagonizan todas esas pintoras que fueron vistas como musas más que como artistas.

Entrada del Museo Nacional del Prado. Imagen: Álvaro Rodríguez-Peral Vázquez

“Pinta como un hombre”. Esta fue la reseña que recibió Elena Brockmann de Llanos, una pintora madrileña nacida en 1867, del crítico de arte Fernanflor. A pesar de ser un cumplido (o de intentar serlo), esta frase nos resume lo que el Museo del Prado pretende enseñar con la exposición Invitadas: hasta hace no mucho tiempo, el arte era algo reservado a los hombres.

La exposición, cuyo título completo es Invitadas. Fragmentos sobre mujeres, ideología y artes plásticas en España (1833-1931), recibe al visitante con ‘Escena de familia’, de Concepción Mejía Salvador. El mal estado de conservación del lienzo, en cuyo lado derecho apenas podemos distinguir a los personajes, pretende hacer una analogía con el papel de las mujeres a lo largo de la historia del arte. Un papel secundario, olvidado. 

‘Escena de familia’ de Concepción Mejía Salvado. Museo del Prado.

El recorrido que transcurre por las salas de la primera parte nos muestra el papel que el Estado confirió a las mujeres a lo largo de estos dos siglos. Un papel que buscaba el ideal de mujer sumisa que depende de su marido, emocionalmente incontrolable y al cuidado de su familia. 

De entre las obras promocionadas y premiadas por el Estado, el desnudo contó con una importancia especial. El desnudo femenino fue una de las formas a través de la que muchos artistas encubrieron sus fantasías e impulsos. De entre estas obras destacan ‘Crisálida’ e ‘Inocencia’ de Pedro Sáenz, que muestran dos niñas sin ropa con la excusa del desnudo académico, y nos hacen preguntarnos si eran inocentes desnudos o vías de escape a las fantasías del pintor permitidas por la Academia. 

El desnudo femenino fue una de las formas a través de la que muchos artistas encubrieron sus fantasías e impulsos.

Sin embargo, en esta primera parte podemos encontrar también pinturas de crítica social, una crítica contra el desdén hacia la mujer y el maltrato sufrido en una sociedad que en ocasiones la ve como poco más que un objeto. Quizás el exponente más genial de esta corriente de críticos es Antonio Fillol Granell. ‘La bestia humana’, un lienzo inspirado en la novela de Émile Zola, y ‘El Sátiro’ son de las obras más duras de la exposición. Una alcahueta que convence a una joven desconsolada para que “ofrezca sus servicios” a un hombre mucho mayor que ella y una rueda de reconocimiento en la que una niña debe identificar a su abusador. Con estas dos escenas tan trágicas y explícitas, Fillol pretende reflejar la dura realidad que vivían las mujeres a principios del siglo pasado. 

‘La bestia humana’ de Antonio Fillol Granell. Museo del Prado.

La segunda parte de la exposición, quizás más amable que la primera, permite contemplar lienzos de prestigiosas artistas como Rosa Bonheur, Elena Brockmann o Rosario Weiss, y de artistas menos famosas, como Fernanda Francés, Julia Alcaiyde o Francisca Stuart de Sindici -cuyos nombres no resuenan en la actualidad con tanta fuerza, a pesar de que cosecharon gran éxito en vida-. Además, la sala ‘Señoras Copiantas’ nos permite ver uno de los lados menos conocidos de la personalidad de la Reina Isabel II, el de artista. Isabel II, además de ser una muy buena copista, favoreció el mecenazgo a las pintoras, a las que encargó diversas obras para el Palacio Real. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s